X
esEspañolenInglés
Menu
X

LAS HOGUERAS SI PAGAN EL CANON DE ALQUILER DEL TEATRO ROSALIA CASTRO

 

La Comisión Organizadora de las HOGUERAS, a la que se le niega el pan y la sal desde hace dos años, sin importar el número de actividades que realiza ni el impacto que estas puedan tener en la ciudadanía, si se ve en la necesidad de pagar el abusivo canon de alquiler del Teatro Municipal Rosalía Castro, una instalación que es de todos los coruñeses, al contrario que otros que, por tener “la sartén por el mango”, se permiten utilizarlo sin coste alguno para realizar sus campañas político-propagandistas. Ese es el principio de la justicia distributiva, esto es, igualdad para todos.

La Comisión Organizadora de las HOGUERAS-2017 solicitó, en su día, la cesión del Teatro Municipal Rosalía Castro para la celebración, el próximo día 24 de abril, del Certamen de Danza de A Noite da Queima, cita esta que reúne a una buena parte de Escuelas de Danza y Ballets de nuestra ciudad para que cada uno muestre sus aptitudes en el mundo del ballet y la danza.

Se trata de una actividad que persigue únicamente que jóvenes de ambos sexos de nuestra ciudad que durante el año trabajan, en su tiempo libre simultaneándolo con sus estudios, en las diferentes especialidades de la danza – española, clásica, moderna, etc. – puedan mostrar al público todo lo aprendido. Por supuesto, la entrada a esta actividad es gratuita no persiguiendo ánimo de lucro por ninguna de las partes.

Igualmente, se solicitó la cesión del Teatro para la celebración, el próximo 24 de mayo, de la Fiesta del Aquelarre Poético, acto con un importante contenido cultural cuyo acceso es igualmente gratuito.

Sin embargo en ambos casos el Ayuntamiento respondió que para hacer uso del Teatro sería necesario abonar, en cada una de las ocasiones, la cantidad nada desdeñable de 1.741,19 euros, más el 21% de IVA, en total más de 4.000 e. Exactamente lo mismo que si se alquilase para una actividad con ánimo de lucro.

En los dos casos se trata de actividades dignas que reúnen a gran número de coruñeses y que exigen de un marco como el Teatro Rosalía utilizado en otras ocasiones con los mismos fines.

Los teatros son recintos que, en principio y primordialmente, deben estar destinados a la promoción de la cultura y no a la celebración de mítines políticos, sean del Partido que sean, con fines propagandísticos y caso de que se usen para tales fines, tan lícitos como cualquier otro, habrá de ser en las mismas condiciones que los demás: pasando por caja y abonando las tasas como el resto.

Una instalación que es de todos, que todos la soportamos con nuestros impuestos no puede quedar su cesión al albur de caer más o menos simpático, ni ser más o menos afín a la ideología del Partido gobernante.

Se puede llegar a considerar que determinadas actividades por su contenido, su escaso impacto o su bajo perfil en materia de organización, no merezcan usar una instalación de este tipo, incluso ahí se podría estar de acuerdo, motivo por el cual se trasladen a otros recintos de titularidad municipal de menor categoría. Sin embargo, aquellas actividades que reúnan los requisitos exigidos de ser vehículos de fomento la cultura, exigiendo unos estándares en materia de organización y de afluencia de público, si deben considerarse destinatarios del uso de este tipo de instalaciones sin cargo alguno y caso de tener que hacer efectivo algún tipo de tasa que esta sea mínima. No puede un ayuntamiento lucrarse con el trabajo de unos ciudadanos cuyas actividades no persiguen ánimo de lucro alguno.

Lamentamos este tipo de actuaciones que ponen una vez más de manifiesto que el talante de quienes ocupan cargos de responsabilidad, sean de la ideología que sean, no puede basarse en otros principios que no sean los de la equidad y la imparcialidad.

De cualquier modo, al contrario que otros, las HOGUERAS si pagan el canon de alquiler del teatro Rosalía Castro.

 

Suscríbete al blog por correo electrónico

Al suscribirte aceptas nuestra política de privacidad.